15 de Agosto de 2020, 00:58:15

Autor Tema: Leyes de los territorios.  (Leído 4479 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Leyes de los territorios.
« en: 19 de Septiembre de 2009, 16:25:09 »
Esto es muy importante, son las leyes de las ciudades, no os las tenéis que saber obligadamente pero a lo mejor en algún momento recibís un pergamino que las contienen, a lo mejor cualquiera de vosotros las desconoce porque en su juventud no había estudiado nada de esto o al contrario alguno de vosotros es funcionario del ejército y las conoce muy bien. Simplemente pongo aquí esta información para que os hagáis a una idea, he intentado hacerlas todas lo más parecidas posibles para evitaros un rollazo de lectura.

Saludos.
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #1 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:26:08 »
Legislación de las tierras de Aden:

En este manuscrito quedará constancia de toda la información que debe saber cualquiera que se quiera adentrar en el territorio de Aden o que haya, por el contrario, nacido en él, estas renovadas leyes deben darse a conocer por todo el territorio de Aden y son de obligado cumplimiento.

Título Preeliminar: Las Tierras de Aden

Artículo 1.- Las tierras de Aden se componen por la Torre de la Insolencia, las llanuras de la Gloria, La entrada prohibida, El valle del silencio, el Lago Narsell, la Cueva de los Gigantes, El cementerio, El valle encantado, La fortaleza de Narsell, El bosque de los espejos, las llanuras abandonadas, la Fortaleza Bayou, la ciudad de Aden y su castillo.

Artículo 2.- Todos los artículos de este tratado tendrán jurisdicción en las tierras de Aden. Una vez fuera de dichas tierras, carecerán de valor y no podrán ser alegadas como prueba incrimanatoria en un juicio.

Artículo 3.- El territorio de Aden se extiende doce millas desde la costa en todas las direcciones donde el mar concluya en una porción de tierra de las mencionadas en el artículo 1.

Capítulo Primero.- Derechos y Libertades

Sección Primera.- De los ciudadanos

Artículo 1

Se considera ciudadano de Aden todo aquel que resida en las tierras de Aden por un periodo superior a un año y desee formar parte de su ciudadanía o por un periodo de tres años si no declara expresamente su renuncia.

Artículo 1.1

Las tierras de Aden no son tierras libres y exentas de impuestos aplicables a los viajeros, comerciantes y habitantes que se dispongan a transitarlas, toda persona de Aden debe pagar las tasas pertinentes tanto de aduana como de propiedades.

Artículo 2

Las tierras de Aden no reconocen el derecho de los habitantes a entrar y salir de las tierras por propia voluntad. Deberán informar y ser autorizados por el gobierno central.
El gobierno de Aden puede privar de este derecho a todo aquel que atente contra la legislación vigente en las tierras de Aden.

Artículo 3

Los ciudadanos de Aden tienen derecho a la unión en matrimonio. Aden reconocerá la unión de todas aquellas personas que la hayan consumado en dicho territorio o bien que presenten el certificado adecuado.

Sección Segunda.- De los extranjeros, viajeros y visitantes.

Artículo 4

Orcos, Goblins y elfos oscuros tienen prohibida la entrada en las tierras de Dion, todas las demás razas no serán discriminadas por razón de sexo, edad, cultura, pensamiento religioso o por cualquiera otra circunstancia personal o social.

Artículo 5

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre de entrar y salir siempre que quiera de las tierras de Aden pero deberá pagar aduana y presentarse ante la guardia imperial para tramitar su acceso total al territorio.

Artículo 6

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre para ejercer el comercio siempre que no se atente directa o indirectamente contra las leyes y/o los ciudadanos de Aden.

Artículo 7

Solo podrán suspenderse los derechos de esta sección mediante resolución judicial motivada.

Capítulo Segundo.- El Gobierno

Artículo 8

El gobierno de Aden está gobernado por Raoul y en sus manos tiene el poder del ejército imperial que el mismo ha formado, el apoyo del clero y por tanto el apoyo de toda la ciudadanía. El gobierno tiene como plaza de reuniones el castillo de Aden.

Artículo 9

El gobierno de Aden se compromete a salvaguardar la seguridad de todos sus habitantes, estableciendo una legislación y dotando a la Ciudad de Aden de una guardia que velará por el cumplimiento de estas, esta guardia es el Ejército Imperial.

Artículo 10

El Gobierno de Aden se compromete a investigar cualquier violación de la legislación de Aden. Perseguir y juzgar a todo aquel que atente contra las leyes o contra los que ellas guardan, de manera intencionada o involuntaria si en sus actos se atisba mala fe.

Artículo 11

El gobierno de Aden se compromete a defender la tierra de Aden de invasiones externas que pongan en peligro la seguridad y normal funcionamiento de la vida en las tierras de Aden.

Artículo 12

Todo aquel que requiera un juicio será juzgado por un tribunal compuesto por el mismísimo Gobernador, un representante de la fuerza militar, uno de la fuerza eclesiástica y un ciudadano elegido por votación. Cuando se requiera de votación, y en caso de empate, el voto del Gobernador contará como dos votos.


Capítulo Tercero.- La Capital: Aden

Artículo 13

La ciudad de Aden es la capital del Territorio de Aden.

Artículo 14

La ciudad de Aden es la más rica de todos los territorios del continente, tanto por sus riquezas como por su cultura, tiene el mayor ejército y un gran número de ciudadanos. La riqueza principal de Aden se basa en la agricultura y la ganadería, pero sobre todo en el comercio y la artesanía de alto nivel, actividades estas que generan enormes beneficios y que han permitido que Aden sea contemplada como una de las ciudades más bellas de todo el territorio; todo gracias a la magnífica y siempre efectiva acción de la administración de Raoul, quien se encarga de procurar el bienestar social a través de medidas en la educación, la seguridad, la sanidad y la promoción de la cultura.

Artículo 15

La santidad de la ciudad de Aden se protegerá mediante la exclusión de las artes oscuras dentro de ella.

Artículo 16

La Santidad de la ciudad de Aden se protegerá mediante la prohibición de dañar a las criaturas creadas por los dioses para poblar esta tierra.

Artículo 17

La Santidad de la ciudad de Aden se protegerá con la destrucción de todas las criaturas engendradas a fin de destruir la tierra de Aden.

Artículo 18

La Santidad de la ciudad de Aden será garantizada por el Gobierno de las tierras de Aden, por todos sus ciudadanos y por los viajeros de la tierra de Aden.

Firmado: Lord Raoul.
« última modificación: 19 de Septiembre de 2009, 16:43:17 por GM-Shanzur »
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #2 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:29:46 »
Legislación de las tierras de Oren:

En este manuscrito quedará constancia de toda la información que debe saber cualquiera que se quiera adentrar en el territorio de Oren o que haya, por el contrario, nacido en él, estas renovadas leyes deben darse a conocer por todo el territorio de Oren y son de obligado cumplimiento.

Título Preeliminar: Las Tierras de Oren

Artículo 1.- Las tierras de Oren se componen por

Artículo 2.- Todos los artículos de este tratado tendrán jurisdicción en las tierras de Oren. Una vez fuera de dichas tierras, carecerán de valor y no podrán ser alegadas como prueba incrimanatoria en un juicio.

Artículo 3.- Las zonas costeras de Oren se extienden doce millas desde la costa en todas las direcciones donde el mar concluya en una porción de tierra de las mencionadas en el artículo 1.


Capítulo Primero.- Derechos y Libertades

Sección Primera.- De los ciudadanos

Artículo 1

Se considera ciudadano de Oren todo aquel que resida en las tierras de Oren por un periodo superior a seis meses y desee formar parte de su ciudadanía o por un periodo de tres años si no declara expresamente su renuncia.

Artículo 1.1

Las tierras de Oren son tierras libres y exentas de impuestos aplicables a los viajeros, comerciantes y habitantes que se dispongan a transitarlas, exceptuando aquellos comerciantes que trabajen directamente para el castillo de Oren.

Artículo 2

Las tierras de Oren reconocen el derecho de los habitantes a entrar y salir de las tierras por propia voluntad.
El gobierno de Oren puede privar de este derecho a todo aquel que atente contra la legislación vigente en las tierras de Oren.

Artículo 3

Los ciudadanos de Oren tienen derecho a la unión en matrimonio. Oren reconocerá la unión de todas aquellas personas que la hayan consumado en dicho territorio o bien que presenten el certificado adecuado.

Sección Segunda.- De los extranjeros, viajeros y visitantes.

Artículo 4

Orcos y Goblins tienen prohibida la entrada en las tierras de Oren, todas las demás razas no serán discriminadas por razón de sexo, edad, cultura, pensamiento religioso o por cualquiera otra circunstancia personal o social.

Artículo 5

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre de entrar y salir siempre que quiera de las tierras de Oren de forma gratuita y sin arancel, aduana o cobro alguno a excepción de aquellos cobros que la encargada de los Portales quiera cobrar.

Artículo 6

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre para ejercer el comercio siempre que no se atente directa o indirectamente contra las leyes y/o los ciudadanos de Oren.

Artículo 7

Solo podrán suspenderse los derechos de esta sección mediante resolución judicial motivada.

Capítulo Segundo.- El Gobierno

Artículo 8

El gobierno de Oren está gobernado por Corbin, elegido democráticamente para gobernar las tierras de Oren y de los delegados, secretarios y prelados que este mismo gobernador elija. El gobierno tiene como plaza de reuniones el castillo de Oren.

Artículo 9

El gobierno de Oren se compromete a salvaguardar la seguridad de todos sus habitantes, estableciendo una legislación y dotando a la Ciudad de Oren de una guardia que velará por el cumplimiento de estas.

Artículo 10

El Gobierno de Oren se compromete a investigar cualquier violación de la legislación de Oren. Perseguir y juzgar a todo aquel que atente contra las leyes o contra los que ellas guardan, de manera intencionada o involuntaria si en sus actos se atisba mala fe.

Artículo 11

El gobierno de Oren se compromete a defender la tierra de Oren de invasiones externas que pongan en peligro la seguridad y normal funcionamiento de la vida en las tierras de Oren.

Artículo 12

Todo aquel que requiera un juicio será juzgado por un tribunal compuesto por el mismísimo Gobernador, un representante de la fuerza militar, uno de la fuerza eclesiástica y un ciudadano elegido por votación. Cuando se requiera de votación, y en caso de empate, el voto del Gobernador contará como dos votos.


Capítulo Tercero.- La Capital: Oren

Artículo 13

La ciudad de Oren es la capital del Territorio de Oren.

Artículo 14

La ciudad de Oren es una ciudad militar, erigida en la antigüedad como una de las principales defensas contra las amenazas orcas del norte que junto con Aden consiguieron ganar fabulosas batallas,  por lo que el Gobierno de Oren, respetará su santidad, su historia y tradiciones, así como todos los habitantes y viajeros que acudan a la ciudad de Oren.

Artículo 15

La santidad de la ciudad de Oren se protegerá mediante la exclusión de las artes oscuras dentro de ella.

Artículo 16

La Santidad de la ciudad de Oren se protegerá mediante la prohibición de dañar a las criaturas creadas por los dioses para poblar esta tierra.

Artículo 17

La Santidad de la ciudad de Oren se protegerá con la destrucción de todas las criaturas engendradas a fin de destruir la tierra de Oren.

Artículo 18

La Santidad de la ciudad de Oren será garantizada por el Gobierno de las tierras de Oren, por todos sus ciudadanos y por los viajeros de la tierra de Oren.

Firmado: Lord Corbin Merrigan.
« última modificación: 19 de Septiembre de 2009, 16:42:23 por GM-Shanzur »
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #3 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:32:24 »
Legislación de las tierras de Innadril:

Con motivo de la reciente llegada al trono de la gobernadora Ariveth del bello territorio de Innadril, se da a conocer a súbditos y extranjeros las renovadas leyes que, desde el momento de su publicación, serán las encargadas de velar por la seguridad, libertad, justicia e igualdad en toda la extensión de dicha tierra. Todo reinado tiene su eco en la eternidad, los gobernadores mueren, las tierras se avejentan, sólo la huella de aquellos seres que intentan hacer de este mundo un lugar mejor velan por todos nosotros.

Título Preeliminar: Las Tierras de Innadril

Artículo 1.- Las tierras de Innadril se componen de el campo de los Silencios, el campo del susurro, la playa del caimán, la isla del caimán, el jardín de Eva, la ciudad de Heine, y el castillo de Innadril.

Artículo 2.- Todos los artículos de este tratado tendrán jurisdicción en las Tierras de Innadril. Una vez fuera de dichas tierras, carecerán de valor y no podrán ser alegadas como prueba incriminatoria en un juicio.

Artículo 3.- Las tierras de Innadril se extienden doce millas desde la costa en todas las direcciones donde el mar concluya en una porción de tierra de las mencionadas en el artículo 1.

Capítulo Primero.- Derechos y Libertades

Sección Primera.- De los ciudadanos

Artículo 1

Se considera ciudadano de Innadril todo aquel que resida en las tierras de Innadril por un periodo superior a seis meses y desee formar parte de su ciudadanía o por un periodo de tres años si no declara expresamente su renuncia.

Artículo 1.1

Las tierras de Innadril son tierras libres y exentas de impuestos aplicables a los viajeros, comerciantes y habitantes que se dispongan a transitarlas, exceptuando aquellos comerciantes que trabajen directamente para el castillo de Innadril.

Artículo 2

Las tierras de Innadril reconocen el derecho de los habitantes a entrar y salir de las tierras por propia voluntad.
El gobierno de Innadril puede privar de este derecho a todo aquel que atente contra la legislación vigente en las tierras de Innadril.

Artículo 3

Los ciudadanos de Innadril tienen derecho a la unión en matrimonio. Innadril reconocerá la unión de todas aquellas personas que la hayan consumado en dicho territorio o bien que presenten el certificado adecuado.

Sección Segunda.- De los extranjeros, viajeros y visitantes.

Artículo 4

Orcos, Goblins y elfos oscuros tienen prohibida la entrada en las tierras de Innadril, todas las demás razas no serán discriminadas por razón de sexo, edad, cultura, pensamiento religioso o por cualquiera otra circunstancia personal o social.

Artículo 5

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre de entrar y salir siempre que quiera de las tierras de Innadril de forma gratuita y sin arancel, aduana o cobro alguno a excepción de aquellos cobros que la encargada de los Portales quiera cobrar.

Artículo 6

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre para ejercer el comercio siempre que no se atente directa o indirectamente contra las leyes y/o los ciudadanos de Innadril.

Artículo 7

Solo podrán suspenderse los derechos de esta sección mediante resolución judicial motivada.

Capítulo Segundo.- El Gobierno

Artículo 8

El Gobierno se asienta sobre la  gobernadora Ariveth, elegida democráticamente para gobernar en las Tierras de Innadril y de los delegados, secretarios y prelados que esta misma elija. El Gobierno tiene como plaza de reuniones el Castillo de Innadril.

Artículo 9

El gobierno de Innadril se compromete a salvaguardar la seguridad de todos sus habitantes, estableciendo una legislación y dotando a la Ciudad de Heine de una guardia que velará por el cumplimiento de estas.

Artículo 10

El Gobierno de Innadril se compromete a investigar cualquier violación de la legislación de Innadril. Perseguir y juzgar a todo aquel que atente contra las leyes o contra los que ellas guardan, de manera intencionada o involuntaria si en sus actos se atisba mala fe.

Artículo 11

El gobierno de Innadril se compromete a defender la tierra de Innadril de invasiones externas que pongan en peligro la seguridad y normal funcionamiento de la vida en las tierras de Innadril.

Artículo 12

Todo aquel que requiera un juicio será juzgado por un tribunal compuesto por la mismísima Gobernadora, un representante de la fuerza militar, uno de la fuerza eclesiástica y un ciudadano elegido por votación. Cuando se requiera de votación, y en caso de empate, el voto de la Gobernadora contará como dos votos.
   
Capítulo Tercero.- La Capital: Heine

Artículo 13

La ciudad de Heine es la capital del Territorio de Innadril

Artículo 14

La ciudad de Heine es una ciudad Santa, erigida en la antigüedad en honor a Eva por lo que el Gobierno de Innadril respetara su santidad, su historia y tradiciones, así como todos los habitantes y viajeros que acudan a la ciudad de Heine.

Artículo 15

La santidad de la ciudad de Heine se protegerá mediante la exclusión de las artes oscuras dentro de ella.

Artículo 16

La Santidad de la ciudad de Heine se protegerá mediante la prohibición de dañar a las criaturas creadas por los dioses para poblar esta tierra.

Artículo 17

La Santidad de la ciudad de Heine se protegerá con la destrucción de todas las criaturas engendradas a fin de destruir la tierra de Innadril.

Artículo 18

La Santidad de la ciudad de Heine será garantizada por el Gobierno de las tierras de Innadril, por todos sus ciudadanos y por los viajeros de la tierra de Innadril.

Firmado: Lady Ariveth.
« última modificación: 19 de Septiembre de 2009, 16:41:28 por GM-Shanzur »
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #4 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:35:33 »
Legislación de las tierras de Giran:

En este manuscrito quedará constancia de toda la información que debe saber cualquiera que se quiera adentrar en el territorio de Giran o que haya por el contrario nacido en él, estas renovadas leyes deben darse a conocer por todo el territorio de Giran y son de obligado cumplimiento.

Título Preeliminar: Las Tierras de Giran

Artículo 1.- Las tierras de Giran se componen por el Jardín de flores Gorgon, el valle del dragón, la fortaleza Breka, la fortaleza del valle, el territorio de Antharas, la ciudad de Giran, su castillo y su puerto.

Artículo 2.- Todos los artículos de este tratado tendrán jurisdicción en las tierras de Giran. Una vez fuera de dichas tierras, carecerán de valor y no podrán ser alegada como prueba incrimanatoria en un juicio.

Artículo 3.- Las zonas costeras de Giran estarán divididas por mutuo acuerdo con el territorio de Innadril para un uso de ambos mediante los acuerdos de pesca y de no agresión ya tratados en otro documento.

Capítulo Primero.- Derechos y Libertades

Sección Primera.- De los ciudadanos

Artículo 1

Se considera ciudadano de Giran todo aquel que resida en las tierras de Giran por un periodo superior a seis meses y desee formar parte de su ciudadanía o por un periodo de tres años si no declara expresamente su renuncia.

Artículo 1.1

Las tierras de Giran son tierras libres y exentas de impuestos aplicables a los viajeros, comerciantes y habitantes que se dispongan a transitarlas, exceptuando aquellos comerciantes que trabajen directamente para el castillo de Giran.

Artículo 2

Las tierras de Giran reconocen el derecho de los habitantes a entrar y salir de las tierras por propia voluntad.
El gobierno de Giran puede privar de este derecho a todo aquel que atente contra la legislación vigente en las tierras de Giran.

Artículo 3

Los ciudadanos de Giran tienen derecho a la unión en matrimonio. Giran reconocerá la unión de todas aquellas personas que la hayan consumado en dicho territorio o bien que presenten el certificado adecuado.

Sección Segunda.- De los extranjeros, viajeros y visitantes.


Artículo 4

Orcos, Goblins y elfos oscuros tienen prohibida la entrada en las tierras de Giran, todas las demás razas no serán discriminadas por razón de sexo, edad, cultura, pensamiento religioso o por cualquiera otra circunstancia personal o social.

Artículo 5

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre de entrar y salir siempre que quiera de las tierras de Giran de forma gratuita y sin arancel, aduana o cobro alguno a excepción de aquellos cobros que la encargada de los Portales quiera cobrar.

Artículo 6

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre para ejercer el comercio siempre que no se atente directa o indirectamente contra las leyes y/o los ciudadanos de Giran.

Artículo 7

Solo podrán suspenderse los derechos de esta sección mediante resolución judicial motivada.

Capítulo Segundo.- El Gobierno

Artículo 8

El gobierno de Giran está gobernado por Bellenzor, elegido democráticamente para gobernar las tierras de Giran y de los delegados, secretarios y prelados que este mismo gobernador elija. El gobierno tiene como plaza de reuniones la Iglesia de Giran.

Artículo 9

El gobierno de Giran se compromete a salvaguardar la seguridad de todos sus habitantes, estableciendo una legislación y dotando a la Ciudad de Giran de una guardia que velará por el cumplimiento de estas.

Artículo 10

El Gobierno de Giran se compromete a investigar cualquier violación de la legislación de Giran. Perseguir y juzgar a todo aquel que atente contra las leyes o contra los que ellas guardan, de manera intencionada o involuntaria si en sus actos se atisba mala fe.

Artículo 11

El gobierno de Giran se compromete a defender la tierra de Giran de invasiones externas que pongan en peligro la seguridad y normal funcionamiento de la vida en las tierras de Giran.

Artículo 12

Todo aquel que requiera un juicio será juzgado por un tribunal compuesto por el mismísimo Gobernador, un representante de la fuerza militar, uno de la fuerza eclesiástica y un ciudadano elegido por votación. Cuando se requiera de votación, y en caso de empate, el voto del Gobernador contará como dos votos.


Capítulo Tercero.- La Capital: Giran

Artículo 13

La ciudad de Giran es la capital del Territorio de Giran.

Artículo 14

La ciudad de Giran es una ciudad comercial, erigida en la antigüedad por lo que el Gobierno de Giran, respetara su santidad, su historia y tradiciones, así como todos los habitantes y viajeros que acudan a la ciudad de Giran.

Artículo 15

La santidad de la ciudad de Giran se protegerá mediante la exclusión de las artes oscuras dentro de ella.

Artículo 16

La Santidad de la ciudad de Giran se protegerá mediante la prohibición de dañar a las criaturas creadas por los dioses para poblar esta tierra.

Artículo 17

La Santidad de la ciudad de Giran se protegerá con la destrucción de todas las criaturas engendradas a fin de destruir la tierra de Giran.

Artículo 18

La Santidad de la ciudad de Giran será garantizada por el Gobierno de las tierras de Giran, por todos sus ciudadanos y por los viajeros de la tierra de Giran.

Firmado: Lord Bellenzor.
« última modificación: 19 de Septiembre de 2009, 16:40:30 por GM-Shanzur »
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #5 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:38:31 »
Legislación de las tierras de Dion:

En este manuscrito quedará constancia de toda la información que debe saber cualquiera que se quiera adentrar en el territorio de Dion o que haya, por el contrario, nacido en él, estas renovadas leyes deben darse a conocer por todo el territorio de Dion y son de obligado cumplimiento.

Título Preeliminar: Las Tierras de Dion

Artículo 1.- Las tierras de Dion se componen por la Colmena al sur, el pueblo de Floran, el cañón Tanor, el foso de las ejecuciones, la torre de hechicería de Cruma y sus alrededores al norte así como las fortalezas de la Resistencia, de Tanor, de Floral y Hive que son las que hacen frontera con los territorios de Oren, Giran, Gludio y Innadril respectivamente. La isla del diablo no pertenece a ningún reino conocido.

Artículo 2.- Todos los artículos de este tratado tendrán jurisdicción en las tierras de Dion. Una vez fuera de dichas tierras, carecerán de valor y no podrán ser alegadas como prueba incrimanatoria en un juicio.

Artículo 3.- Las zonas costeras de Dion estarán divididas por mutuo acuerdo con los territorios de Giran y Innadril para un uso de ambos mediante los acuerdos de pesca y de no agresión ya tratados en otro documento.

Capítulo Primero.- Derechos y Libertades

Sección Primera.- De los ciudadanos

Artículo 1

Se considera ciudadano de Dion todo aquel que resida en las tierras de Dion por un periodo superior a seis meses y desee formar parte de su ciudadanía o por un periodo de tres años si no declara expresamente su renuncia.

Artículo 1.1

Las tierras de Dion son tierras libres y exentas de impuestos aplicables a los viajeros, comerciantes y habitantes que se dispongan a transitarlas, exceptuando aquellos comerciantes que trabajen directamente para el castillo de Dion.

Artículo 2

Las tierras de Dion reconocen el derecho de los habitantes a entrar y salir de las tierras por propia voluntad.
El gobierno de Dion puede privar de este derecho a todo aquel que atente contra la legislación vigente en las tierras de Dion.

Artículo 3

Los ciudadanos de Dion tienen derecho a la unión en matrimonio. Dion reconocerá la unión de todas aquellas personas que la hayan consumado en dicho territorio o bien que presenten el certificado adecuado.

Sección Segunda.- De los extranjeros, viajeros y visitantes.

Artículo 4

Orcos, Goblins y elfos oscuros tienen prohibida la entrada en las tierras de Dion, todas las demás razas no serán discriminadas por razón de sexo, edad, cultura, pensamiento religioso o por cualquiera otra circunstancia personal o social.

Artículo 5

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre de entrar y salir siempre que quiera de las tierras de Dion de forma gratuita y sin arancel, aduana o cobro alguno a excepción de aquellos cobros que la encargada de los Portales quiera cobrar.

Artículo 6

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre para ejercer el comercio siempre que no se atente directa o indirectamente contra las leyes y/o los ciudadanos de Dion.

Artículo 7

Solo podrán suspenderse los derechos de esta sección mediante resolución judicial motivada.

Capítulo Segundo.- El Gobierno

Artículo 8

El gobierno de Dion está gobernado por Dacastre, elegido democráticamente para gobernar las tierras de Dion y de los delegados, secretarios y prelados que este mismo gobernador elija. El gobierno tiene como plaza de reuniones el castillo de Dion.

Artículo 9

El gobierno de Dion se compromete a salvaguardar la seguridad de todos sus habitantes, estableciendo una legislación y dotando a la Ciudad de Dion de una guardia que velará por el cumplimiento de estas.

Artículo 10

El Gobierno de Dion se compromete a investigar cualquier violación de la legislación de Dion. Perseguir y juzgar a todo aquel que atente contra las leyes o contra los que ellas guardan, de manera intencionada o involuntaria si en sus actos se atisba mala fe.

Artículo 11

El gobierno de Dion se compromete a defender la tierra de Dion de invasiones externas que pongan en peligro la seguridad y normal funcionamiento de la vida en las tierras de Dion.

Artículo 12

Todo aquel que requiera un juicio será juzgado por un tribunal compuesto por el mismísimo Gobernador, un representante de la fuerza militar, uno de la fuerza eclesiástica y un ciudadano elegido por votación. Cuando se requiera de votación, y en caso de empate, el voto del Gobernador contará como dos votos.


Capítulo Tercero.- La Capital: Dion

Artículo 13

La ciudad de Dion es la capital del Territorio de Dion.

Artículo 14

La ciudad de Dion es una ciudad comercial, erigida en la antigüedad por lo que el Gobierno de Dion, respetara su santidad, su historia y tradiciones, así como todos los habitantes y viajeros que acudan a la ciudad de Dion.

Artículo 15

La santidad de la ciudad de Dion se protegerá mediante la exclusión de las artes oscuras dentro de ella.

Artículo 16

La Santidad de la ciudad de Dion se protegerá mediante la prohibición de dañar a las criaturas creadas por los dioses para poblar esta tierra.

Artículo 17

La Santidad de la ciudad de Dion se protegerá con la destrucción de todas las criaturas engendradas a fin de destruir la tierra de Dion.

Artículo 18

La Santidad de la ciudad de Dion será garantizada por el Gobierno de las tierras de Dion, por todos sus ciudadanos y por los viajeros de la tierra de Dion.

Firmado: Lord Dacastre.
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

Desconectado GM-Shanzur

  • Game Master
  • Conde(sa)
  • *****
  • Mensajes: 564
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #6 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:39:08 »
Legislación de las tierras de Gludio:

En este manuscrito quedará constancia de toda la información que debe saber cualquiera que se quiera adentrar en el territorio de Gludio o que haya por el contrario nacido en él, estas renovadas leyes deben darse a conocer por todo el territorio de Gludio y son de obligado cumplimiento.

Título Preeliminar: Las Tierras de Gludio

Artículo 1.- Las tierras de Gludio se componen por Lago Fellmere, Campamento abandonado, Las ruinas de la agonía, las ruinas Bend, la colina del molino de viento, Fortaleza Shanty, el hormiguero, Windawood Manor, Templo olvidado, el yermo, Cuarteles orcos, Fortaleza sureña, viviendas de los hombres lagarto, ciudad de Gludio, castillo de Gludio, ciudad de Gludin y isla de Talking.

Artículo 2.- Todos los artículos de este tratado tendrán jurisdicción en las tierras de Gludio. Una vez fuera de dichas tierras, carecerán de valor y no podrán ser alegadas como prueba incrimanatoria en un juicio.

Artículo 3.- Las zonas costeras de Gludio se extienden doce millas desde la costa en todas las direcciones donde el mar concluya en una porción de tierra de las mencionadas en el artículo 1.

Capítulo Primero.- Derechos y Libertades

Sección Primera.- De los ciudadanos


Artículo 1

Se considera ciudadano de Gludio todo aquel que resida en las tierras de Gludio por un periodo superior a seis meses y desee formar parte de su ciudadanía o por un periodo de tres años si no declara expresamente su renuncia.

Artículo 1.1

Las tierras de Gludio son tierras libres y exentas de impuestos aplicables a los viajeros, comerciantes y habitantes que se dispongan a transitarlas, exceptuando aquellos comerciantes que trabajen directamente para el castillo de Gludio.

Artículo 2

Las tierras de Gludio reconocen el derecho de los habitantes a entrar y salir de las tierras por propia voluntad.
El gobierno de Gludio puede privar de este derecho a todo aquel que atente contra la legislación vigente en las tierras de Gludio.

Artículo 3

Los ciudadanos de Gludio tienen derecho a la unión en matrimonio. Gludio reconocerá la unión de todas aquellas personas que la hayan consumado en dicho territorio o bien que presenten el certificado adecuado.

Sección Segunda.- De los extranjeros, viajeros y visitantes.

Artículo 4

Orcos, Goblins y elfos oscuros tienen prohibida la entrada en las tierras de Gludio, todas las demás razas no serán discriminadas por razón de sexo, edad, cultura, pensamiento religioso o por cualquiera otra circunstancia personal o social.

Artículo 5

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre de entrar y salir siempre que quiera de las tierras de Gludio de forma gratuita y sin arancel, aduana o cobro alguno a excepción de aquellos cobros que la encargada de los Portales quiera cobrar.

Artículo 6

Toda persona salvo las formuladas en el artículo 4 es libre para ejercer el comercio siempre que no se atente directa o indirectamente contra las leyes y/o los ciudadanos de Gludio.

Artículo 7

Solo podrán suspenderse los derechos de esta sección mediante resolución judicial motivada.

Capítulo Segundo.- El Gobierno

Artículo 8

El gobierno de Gludio está gobernado por Orvil, elegido democráticamente para gobernar las tierras de Gludio y de los delegados, secretarios y prelados que este mismo gobernador elija. El gobierno tiene como plaza de reuniones la Iglesia de Gludio, Gludin y Talking según convenga.

Artículo 9

El gobierno de Gludio se compromete a salvaguardar la seguridad de todos sus habitantes, estableciendo una legislación y dotando a la Ciudad de Gludio, Gludin y Talking de una guardia que velará por el cumplimiento de estas.

Artículo 10

El Gobierno de Gludio se compromete a investigar cualquier violación de la legislación de Gludio. Perseguir y juzgar a todo aquel que atente contra las leyes o contra los que ellas guardan, de manera intencionada o involuntaria si en sus actos se atisba mala fe.

Artículo 11

El gobierno de Gludio se compromete a defender la tierra de Gludio de invasiones externas que pongan en peligro la seguridad y normal funcionamiento de la vida en las tierras de Gludio.

Artículo 12

Todo aquel que requiera un juicio será juzgado por un tribunal compuesto por el mismísimo Gobernador, un representante de la fuerza militar, uno de la fuerza eclesiástica y un ciudadano elegido por votación. Cuando se requiera de votación, y en caso de empate, el voto del Gobernador contará como dos votos.


Capítulo Tercero.- La Capital: Gludio

Artículo 13

La ciudad de Gludio es la capital del Territorio de Gludio.

Artículo 14

La ciudad de Gludio es una ciudad cultural, erigida en la antigüedad por lo que el Gobierno de Gludio respetará su santidad, su historia y tradiciones, así como todos los habitantes y viajeros que acudan a la ciudad de Gludio.

Artículo 15

La santidad de las ciudades de Gludio, Gludin y Talking se protegerán mediante la exclusión de las artes oscuras dentro de ella.

Artículo 16

La Santidad de las ciudades de Gludio, Gludin y Talking se protegerán mediante la prohibición de dañar a las criaturas creadas por los dioses para poblar esta tierra.

Artículo 17

La Santidad de las ciudades de Gludio, Gludin y Talking se protegerán con la destrucción de todas las criaturas engendradas a fin de destruir la tierra de Gludio.

Artículo 18

La Santidad de las ciudades de Gludio, Gludin y Talking será garantizada por el Gobierno de las tierras de Gludio, por todos sus ciudadanos y por los viajeros de la tierra de Gludio.

Firmado: Lord Orvil.
« última modificación: 21 de Septiembre de 2009, 16:53:58 por GM-Shanzur »
Cometidos: Tramas, normativa, gestiones de clanes y relación con los jugadores.

joseis

  • Visitante
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #7 en: 19 de Septiembre de 2009, 16:57:33 »
juas cuanto trabajo madre mia! más nos valdra seguir estas leyes... pobres de los elfos oscuros no pueden salir de oren sin cagarla ...  ::) ::) ::) ::) xDDDD

yake123

  • Visitante
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #8 en: 19 de Septiembre de 2009, 18:36:01 »
CUAAAAAAAAAAAAAAAAAANTOOO

Shanzur maestro, You're my Idol xD

Ahora mismo no puedo leerlo todo, que en un rato tengo asedio xD Pero ya tendre un rato

Desconectado DarckWolf

  • Aprendiendo todavia..
  • Veterano
  • Lord/Lady
  • **
  • Mensajes: 65
  • Clan: shadow angels
  • Equipo: heavy, espada de una mano
  • Nobleza: 1
  • Prof: Shillien Templar
  • Subclases: AL, SS, Duelist
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #9 en: 22 de Septiembre de 2009, 04:19:41 »
rayos! mi viaje sera muy duro, porque no quieren a nuestra raza en la mayoria de los territorios!
era un soldado de alto rango y ahora sere un mercenario, mi viaje estara lleno de combates con el ejercito de las ciudades yu evadiendo guardias. va a ser duro.
para tener paz debera asentarme en la ciudad de oren para vivir pacificamente o descubrir esas tierras aun inexploradas, espero que en mi largo viaje encuentre un buen compañero/a que no me odie por ser oscuro...
optare por las tierras inexploradas creo, asi podre ejercer tranquilo mis rituales oscuros, mucho de mi poder viene de eso
« última modificación: 22 de Septiembre de 2009, 04:26:46 por DarckWolf »

Lisa

  • Visitante
Re:Leyes de los territorios.
« Respuesta #10 en: 25 de Septiembre de 2009, 07:46:39 »
Para eso me tienes a mi *se muerde los labios y le observa con perversión*